miércoles, enero 06, 2016

quiero mas...(sin terminar)

Un presidente electo que no firma por la patria, un sin numero de decretos y, en particular 3 decretos de necesidad y urgencia que no respetan las normas repúblicanas ni en la forma ni en el contenido, decretos que derogan leyes, despidos masivos, errores en el boletin oficial, excepciones para ocupar cargos, intromisiones en los asuntos internos de otros paises. acompañado de devaluacion, quita de impuestos para los mas poderosos, aumentos exponenciales para las clases bajas y medias, promesas de mas despidos si se reclaman derechos como paritarias, sindicatos manejados por la patronal, empresas nacionales en manos de ex CEOs de las empresas privadas con las que compiten... y quien esta al mando? simbolica o realmente, uno se podria preguntar. Vayamos por lo simbolico, vayamos por las apariencias: el Presidente electo democraticamente, el Ingeniero Mauricio Macri. La verdad es que cuando lo veo o trato de analizarlo, me siento en la situción de enfrentarme al analisis de un niño malcriado y caprichoso. un niño que no sabe negociar, que no puede desarrollar ese arte, que se hace lo que él quiere y cuando él quiere, por eso quizas el flamante Ministro de comunicaciones nos adelantaba:"una ley del Congreso no puede limitar las posibilidades del presidente". Esto me resuena a cuando uno inicia sus lecturas de los contractualistas y se encuentra ante el Leviatan, que solo le rinde cuentas a Dios, porque él es el soberano. Quizas algo de esto resuene en el equipo de macri, que entiende que lo puede hacer todo, quizas algo de esto se cruzo en la mente del primer mandatario cuando no juro por la patria, quizas algo de esto se inscribe en un presidente que no refiere ni apela al pueblo. Limitar, acto de amor si los hay, parece que Macri no sabe de límites quizas algo de eso es la demanda que no cesa de aparecer ante su padre, una demanda de amor, una demanda de reconocimiento, una demanda de límites. Para la real academia española limitar es: "Fijar la extensión que pueden tener la autoridad o los derechos y facultades de alguien". En la república eso esta claro, en nuesto país la constitución establece los limites del poder ejecutivo, como de los otros dos poderes, es decir que sin lugar a dudas una ley limita el poder del ejecutivo, es parte de los frenos y contrapesos que constituyen nuestro andamiaje insitucional. Claro esta que al ser un presidencialismo fuerte, el poder de veto y justamente los decretos de necesidad y urgencia, le otorgas cierta primacia a la decision de quien ocupa el sillon de Rivadavia. Pero aún teniendo en cuenta estas prerrogativas, hay formas y procedimientos que deben ser respetados y claramente, limitan al presidente, o a caso no somos mas una república democratica? otro límite que viene del vinculo con otros paises (que ya no podriamos pensarlo mas en terminos del realismo de hobbes -porque estariamos pensando en una guerra de todos contra todos- sino que nos ubicamos mas en la propuesta kantiana, por lo menos en lo que refiere a nuestra región donde se apela a una relacion de amistad y paz entre las repúblicas) es la no injerencia en los asuntos internos, limite que el electo presidente no pudo soportar ni en su primer encuentro internacional. Fue en ocasión de la Cumbre del MERCOSUR cuando el presidente argentino cuestionó las elecciones democraticas de la Venezuela. Y ante la respuesta de la representante bolivariana, nuevamente pareciera aparecer el niño macri que se enoja con la situación y no puede disimularlo, y muestra al mundo entero su enojo, su falta de ganas de escuchar a la canciller venezolana, casi al límite del "pucherito" el niño macri da cuenta de su descontento, por tener que presenciar una escena donde no quiere estar... acaso no puede hacer lo que quiere? a caso tiene que escuchar lo que no quiere? si solicitó una cautelar para que la ex presidente CFK finalizara anticipadamente su mandato para que no opacara su celebración, si nombra jueces por DNU, si derega leyes como la de comunicacion audiovisual por DNU, si a 14 dias de asumir se toma vacaciones en medio de una situacion de emergencia por inundaciones en el país, si propone excluir a venezuela del MERCOSUR, , si nombra extranjeros para ocupar cargos cruciales del gobierno, si anula causas como la de papel prensa y la suya propia, si interviere juzgados, si en nombre del sinceramiento devalua el 40% del valor real del salario y su gestión ya dejó a 8000 familias sin trabajo (en menos de un mes de gestión),si no juró por la patria ni apela a un pueblo...a caso no puede hacerlo todo? y ahi automaticamente pienso si vivimos en un momento de excepción, si él quiere ser el Estado al estilo Bonapartista, si el quiere demostrarle/nos/se que es el soberano, gobernando al estilo Lefortiano, donde soberano es quien decide en momentos de excepción. Pero esto nos llevaria a un momento fundacional constante y permanente, donde subsiste un orden aunque este no sea jurídico, intentando demostrar que no es el caos. Y aqui me vuelve a la cabeza el rol del padre, ese parricidio frustrado de Mauricio Macri que teniendo ese lugar ocupado, busca tortuosa y fallidamente ser el Padre soberano, y sin lograrlo desespera intentando demostrar su poderío; pero no le alcanza. No le alcanza ganar las elecciones, necesita convocar a sus adversarios a la casa presidencial para decirles ven, les gane. No hay ahí animo de negociacion, no hay una busqueda por incluir demandas de sus votantes, hay una necesidad absoluta de reconocimiento. Creo que mas que falta de ejecicio politico y gimnasia politica por ser un outsider, como se ha dicho, hay una incapacidad mas profunda, y un hábito de la falta de limites que implica la otredad, hay un Rey provocando, un Rey buscando quien lo límite, habrá que ver si hay un pueblo que reclame su soberania y demande una representación y no una autoria,que nunca le fue otorgada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada